sábado, 15 de septiembre de 2018

Soy una mujer despierta (Jerusha Akatzin)


"No soy, ni quiero ser encantadora... SOY UNA MUJER.. Que ha conquistado la autenticidad de su propio ser y no me interesa hacer teatro. He aprendido a ver y a aceptar mis propias oscuridades, a valorar mis sueños y conquistar mis miedos. Si quieres saber quien soy, ven y CONÓCEME, acéptame tal y como soy. Si quieres conocer mi corazón, ven y abrázame, que no te asuste mi autoridad pues nace de mi saber, nunca de una imposición. He aprendido a reconocer mi valor para poder expresarme en todo momento y bajo toda circunstancia. Si nos encontramos en el camino debes saber que lo único que busco es tu corazón, para abrazarnos. Y si me permites, te puedo compartir el canto de mi corazón y mi danza con la vida. Juntos podemos aprender de la tierra con sabiduría.... Este ha sido un camino largo y difícil por momentos. He tocado fondo muchas veces, y otras tantas he dudado de mi camino. Y lo más hermoso es que he aprendido a reconocerme con AMOR Y RESPETO... Lo más importante para mi corazón es saberme y sentirme unida a la Divinidad que TODO LO CREA.. En este momento pocas cosas son ya importantes... Sólo sé que estoy VIVA y tengo muchos caminos que recorrer... Y muchos amores por AMAR."

Jerusha Akatzin ( Texto extraído del blog: vocesancestrales.blogspot.com)

Imagen: Anastasia Buzuneeva


viernes, 14 de septiembre de 2018

Recojo un jazmín caído

Recojo un jazmín caído 
y es una ofrenda para el altar.
La acera me agradece que la limpie,
el jazmín me agradece
que todavía lo crea útil
y el Buda sonríe
ante el perfume de la flor. 

¡Cuántas cosas ocurren
con sólo recoger un jazmín perdido!

( Cris Carrasco García)

Imagen: desconozco su autor o autora.


jueves, 6 de septiembre de 2018

Ya en casa


Volví de Italia hace dos días y el otoño comienza a dejarse sentir.
Esta mañana, al retomar las caminatas con mi perrita Bella, he pasado por los granados del jardín público ¡y las granadas ya están muy grandes y van tomando color!. 

El pequeño milagro del que hablé en la entrada anterior se realizó y fue pequeño... Ahora espero que se consolide la segunda parte. 

Mis amigas de otros blogs ya van volviendo y están publicando imágenes y vivencias preciosas. Todo vuelve a recomenzar y es hermoso que así sea. 
Hace unas semanas una persona me dijo que los blogs ya no están de moda... Esa opinión me hizo reflexionar y he llegado a la conclusión de que no me importa si los blogs están o no de moda porque nunca me han importado las modas. Yo me siento unida a Lunas Violeta creo que porque es mi pequeña ventana hacia el mundo. Algo así como mi "Habitación con vistas", en recuerdo de esta bella película o mi "Habitación propia", en alusión, cómo no,a ¡Virginia Woolf!. También me gusta seguir los blogs de mis amigas porque son un remanso de paz, elegancia, serenidad y, muchas veces, sabiduría.

He escrito poco, y lo poco que he escrito ha sido en prosa. He comenzado un... bueno, no sé muy bien qué es, ¿relato? ¿Novela? No lo sé, voy escribiendo y ya terminaré cuando sea el momento de hacerlo. Como siempre, trata sobre el día a día de varias mujeres en apariencia muy diversas entre sí pero que van descubriendo poco a poco que son más parecidas de lo que ellas mismas creían en un principio.

He seguido con las prácticas del Camino en muchos momentos a duras penas porque me pesaban el calor y las emociones perturbadoras, pero estoy contenta de haber hecho cosas y he podido percatarme de algunos progresos. El grupo de estudiantes al que ayudo es muy bueno y la mayoría están muy implicados con el curso y las dinámicas. 

Estoy en casa otra vez y respiro hondo. Poco a poco voy reencontrando a todos los seres que dejé hace un mes y este reencuentro es siempre bello. Ahora cierro los ojos y me imagino paseando por el bosque, allá en Italia, pero no se puede tener todo. Aún así me siento afortunada de haber podido caminar una vez más por ese bosque lleno de ciclámenes silvestres y de agua fresca. 

Dicen que este fin de semana lloverá bastante y me gustaría que así fuera, pero no tengo muchas esperanzas porque aquí, cuando dicen que va a llover caen cuatro gotas y casi siempre es aguabarro . Aún así espero la lluvia y el fresco y el aroma a húmedo y a tierra mojada.

Vosotr@s ¿cómo habéis pasado el verano? ¿Estáis ya en casa o no habéis salido de vacaciones?¿Comenzáis las vacaciones ahora en septiembre? ¡Cuántas preguntas! Disculpad. No es por averiguaros la vida, es simplemente por sentirme más cercana. 

Gracias por leerme. 

Cris

Imágenes: No sé sus autores o autoras, me las ha proporcionado un amigo...